Conjuro De Amor Eterno Con Magia Roja Casero

 

AMARRE DE AMOR ETERNOS. Así quedará sellado el hechizo para siempre y tendrás a tu hombre atado a ti. Recuerda que este hechizo debes hacerlo con la persona que tu te sientas segura que será el hombre de tu vida y que querrás una relación estable con el para siempre ya que los efectos del mismo son muy poderosos.

Los amarres de Amor Eternos son rituales de Alta Magia y es utilizado para resolver de manera definitiva relaciones conflictivas, compromisos, soluciona cualquier problema de pareja de complejidad alta ó de difícil solución, y el cual a parecer del solicitante, solo se puede resolver si la relación afectiva en cuestión requiere definirse por medio de noviazgo, matrimonio feliz ó relación de convivencia permanente Los efectos de este tipo de amarre hace que e ser amado solo tenga ojos para el solicitante los resultados son iguales si se hacen locales a distancia.

La noche en que la Luna este más brillante, debemos extender el pañuelo blanco en el que depositaremos todos los pétalos guardados en el libro, y a continuación procederemos a triturarlos con la mano del corazón, la izquierda, mientras pensamos en ese gran amor que deseamos conquistar.

Desde nuestro nacimiento estamos dotados de ese poder, el recién nacido es el primero en caer bajo los efectos de un hechizo, y es que el solo hecho de tener ya un nombre nos hace victimas” de ese gran poder que significa, y que no es ni mas ni menos lo que nos acompañará el resto de nuestras vidas.

Muchas personas realizan magia en privado para sí mismos, para otros, por un precio, por lo general siguiendo las instrucciones de los libros ocultistas u otras fuentes, que comúnmente buscan salud, riqueza y amor, aunque a veces los conjuros mágicos también son lanzados para la venganza el odio.

Con esos conjuros de amor fuertes y efectivos, puedes esperar que en cerca de 3 meses empiecen a tener efecto, de lo contrario no te desanimes, seguramente esa persona no es la que el destino tiene  para ti y no queremos contravenir las disposiciones de la naturaleza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *